Se lanza la Copa Santa Cruz con el objetivo de ser una vitrina de talentos

La idea venía madurando desde hace uno cinco años, con Eduardo James, presidente de Bancruz Piraí, como su principal impulsor. Este viernes, el comité ad hoc de la Asociación Cruceña de Fútbol (ACF) decidió lanzar la Copa Santa Cruz, que tendrá la participación de las reservas de los clubes cruceños de la División Profesional, equipos de la A, B y ascenso de la asociación; y representantes de las 15 provincias.

El principal objetivo del torneo, que deberá comenzar el 24 de octubre con los preclasificatorios y concluir a finales de diciembre con el campeón, será mostrar jugadores, convirtiéndolo en una vitrina cuyos valores nutrirán al fútbol nacional y a los equipos de la División Profesional. También se persigue que los que no están jugando tengan la chance de competir, pues de lo contrario se quedarán parados durante un año al menos.

“Se mostrarán muchos jugadores y se los tendrá en competencia. Es un proyecto que se estaba madurando y que veníamos impulsando”, sostuvo James, emocionado con el lanzamiento. El que lanzó la Copa Santa Cruz este viernes, desde las instalaciones del edificio de la Federación Boliviana de Fútbol (FBF), fue el comité ad hoc de la ACF, que tomó el control de la institución tras el desconocimiento de la directiva que comanda Lily Rocabado, y que ya lleva casi cuatro años prorrogada.

Forma de disputa

En la Copa Santa Cruz participarán las reservas de los cinco o seis (si vuelve Destroyers) equipos cruceños de la División Profesional, que serán los que encabezarán los grupos a los que se unirán los 13 integrantes de la Primera A y 13 de la Primera B. Estos serán los fijos que entrarán directo a las series.

Para hacerlo más competitivo, los seis que se sumen de las tres categorías de ascenso de la ACF, deberán realizar preclasicatorios, para que los dos mejores de cada división entren a la fase de grupos. Los equipos que tendrán chance de clasificarse son 25 de la Tercera de Ascenso, 12 de la Segunda de Ascenso y 14 de la Primera de Ascenso.

En las 15 provincias cruceñas también habrá preclasificatorios para definir los dueños de cuatro cupos más, que entrarán a la fase de grupos. En total los equipos participantes sumarán unos 100, con unos 3.500 jugadores involucrados y 600 entre entrenadores, preparadores físicos y utileros.

Habrá premios para el primero y segundo ubicado, y se elegirá a los mejores jugadores de cada partido. La meta es que la próxima versión de la Copa Santa Cruz pueda otorgar cupos para competir en un torneo nacional.

 

Binicio

Noticias relacionadas